Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for 1/12/08

Eso es lo que les dicen sus congéneres a dos pingüinos sarasas del zoo de Harbin (China). Al parecer, los ejemplares gay intentaron robar los huevos de una pareja hetero, de las de toda la vida, que comparten cautiverio con los ovocleptómanos en dicho zoo.

 

pingui

 

Se ve que en los pingüinos los que pringan incubando el huevo son los machos, con lo que estos dos al ver cómo otros machos estaban ahí, tan felices, dale que te pego al incubaje, sintieron envidia (muy extendida, al parecer, entre los pingüinos) y no pudieron resistir la tentación de quitarle el huevo (el que incubaba, se entiende) a un macho heterosexual –y algo despistado- y sustituirlo por una piedra, pa que no se diera cuenta. Imaginen ustedes la bronca de Madame Pingouin al macho cuando volvió al nido y vio que su proyecto de retoño se había convertido en una masa pétrea inerte. Puedo oir al macho poniendo todo tipo de excusas: “cariño, si es que con el calentamiento global hoy en día los huevos fosilizan a una velocidad que asusta”.

Pero el grupo pingüinil rápidamente identificó a los autores del hurto y los echó a picotazos de su lado. Qué homófobos, estos bichos.

Un portavoz del núcleo duro hetero del grupo ha declarado: “aunque algunos nos llamen pájaros bobos, los huevos no nos los toca ni Dios”.

Al final tuvieron que coger a los ladrones y ponerlos en otro recinto, pero por lo menos los han mantenido juntos y así podrán seguir dando rienda suelta a su amor prohibido.

Para que luego digan los obispos que eso de que los maricones adopten va contra natura.

Read Full Post »