Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for 4/02/09

ACTUALIZACIÓN a 18/3: Como pueden ver en los comentarios, Softonic ha reaccionado positivamente ante este caso y ha tomado medidas para solucionar la confusión (con cierta apariencia de engaño) a la que podía llevar su oferta. Si siguen este link verán que ya no se usa la palabra “gratis” y que al pulsar en “mas info” en la pantalla de pago se explica bastante bien que a los 7 días se renueva el servicio por 23,44 Leuros (más IVA). Para mi gusto sigue estando algo confuso -sigue la infumable excusa de “Seguridad antifraude” para pedir los datos de la tarjeta- pero desde luego mucho mejor que antes. Es de agradecer este propósito de enmienda.

 

Parece mentira que a estas alturas, tras más de 13 años de intrépida navegación por las procelosas aguas de Internet, todavía me pillen de vez en cuando con reclamos engañosos y tarifas ocultas. Si es que no aprendo. Por lo menos esta vez la cosa se ha arreglado rápido.

En esta ocasión mordí el cebo de Softonic, que para los que no lo conozcan es una especie de “club de descargas” en la Web. Pagas un tanto al trimestre, y te puedes descargar en entorno supuestamente rápido y seguro cantidad de software y aplicaciones varias, o algo así.

Yo, por motivos que no vienen al caso (juro que no era nada porno ni rarito…), quería descargarme una aplicación, pero claro, no quería una suscripción completa para sólo una descarga. Softonic, presto a satisfacer las necesidades de sus potenciales clientes, me da la solución con su oferta “7 días gratis”. Lo de gratis suena bien.

Este es el pantallazo de la oferta:

softonic

La primera sorpresa viene cuando se clicka en “Pruébalo”, que le lleva a uno a una página donde debe meter sus datos personales y de pago, e indicar el servicio deseado según estas tarifas:

tipotarifa¿No habíamos quedado en que los 7 días de prueba eran gratis? Pues no, son “gratis” a 10 céntimos la unidad. Manda güebos. Aquí ya me tenía que haber dado cuenta que había gato encerrado. Pero por 0,10€ no vamos a asustarnos, así que continúo, meto todos los datos, marco la casillita famosa del “estoy de acuerdo con todas las barbaridades que pongan los términos y condiciones”, y adelante.

Cabe añadir que aquí uno puede entrar en un bucle tipo “El día de la marmota” –que además fue anteayer-, ya que si clickas en “más info” vuelves a la pantalla anterior, donde si clickas en “Pruébalo” regresas a esta, y así hasta que te das cuenta, que confieso que me llevó dos o tres ciclos.

Me llega el e-mail de confirmación con la factura y la segunda sorpresa: que los 0,10€ eran más IVA, oiga, que realmente son 0,12€. Esto es la ruina, el precio sube por momentos. Una vez más, trago saliva y me digo que, aunque haya crisis, dos céntimos más me los puedo permitir, así que no protestaré por esto. Hago mi descarga y tengo mi aplicacioncita, alegría, alegría.

Una semana después, revisando de casualidad los movimientos de mi tarjeta, veo que además de los 0,12€, estos bandarras me han cargado 27,19 € más.  Es curioso que por ese cargo no enviaran factura alguna. O sea, que de “gratis total” pasamos a acumular cargos por 27,31€. Vaya cambio!

Por esto ya no paso y envío un mensaje al servicio de atención al cliente diciendo que se han equivocado, que un error lo tiene cualquiera, no pasa nada, devuélvanme al menos los 27,19 y pelillos a la mar.

Pero van y me responden que no, que todo está correcto y no devuelven un duro. Que en los términos y condiciones se explica muy bien que el servicio es gratis durante 7 días (mentira, es a 0,12€) y luego si uno no dice nada se asume que quiere contratar el servicio trimestral, que va a 23,44 + IVA. Qué morramen. Supera lo de ZP la semana pasada diciendo que nunca negó la crisis ni prometió pleno empleo. Como si uno no tuviera nada más que hacer que leerse un contrato de 9 páginas para hacer una puta descarga gratis. Bueno, gratis no, a 0,12€.

Alegan estos pájaros que además está todo claramente indicado en la pantalla de la oferta; si se fijan bien, en la parte de abajo hay un párrafo de letra minúscula que pone:

* Por seguridad antifraude deberás introducir tu tarjeta de crédito antes de suscribirte a la promoción y se cargarán 0,10€ por gastos de tramitación.
Si no quieres que el servicio se te renueve a la opción Deluxe Trimestral, al precio de 23,44€ + IVA, pasados los 7 días, sólo tendrás que indicarlo en tu menú de usuario.”

Al loro con el parrafito. Para empezar, comienza con un asterisco que no se corresponde con ningún otro en toda la pantalla. Premio para el que encuentre el asterisco que casa con este. Para continuar, sigue con una nueva y rocambolesca versión de la comunión con piedras de molino: o sea, que por seguridad antifraude debo meter mi tarjeta de crédito…mmm… no sería más seguro y antifraude no meterla?????? a quién quieren engañar con estoooo??? A despistados como yo, supongo…

Y luego aclara que los 0,10€ (que con el IVA son 0,12€, eso no lo dicen en ningún lado) son por “gastos de tramitación”. Ah!, bueno, el servicio sí que es gratis, lo que cuesta es la tramitación… ¡¿Y a mí qué coño me importa qué es lo que genera el coste?! el caso es que gratis, no es, no? esto es como las aerolíneas y agencias con las tasas de aeropuerto y gastos de emisión, que nunca te los incluyen en el precio.

La traca viene en la frase final, donde merced a un curioso juego de comas que parece intencionado, no se entiende si para evitar el cargo de 23,44 + IVA uno tiene que esperar 7 días y luego cancelar el servicio, si tiene que cancelarlo antes de 7 días, o si puede hacerlo en cualquier momento.

La historia tiene final feliz, pues -con la implacable retórica que me caracteriza- finalmente conseguí hacerles ver lo injusto y engañoso de su planteamiento, y accedieron a la devolución de los 27,19€ (los 0,12€ no me los devuelve ni San Pedro), por supuesto sin reconocer error o mala fe por su parte, pero es que son así de enrollaos y me lo devuelven igual.

Así que cuidadín, que hay mucho pirata suelto por la web.

Read Full Post »